Espere mientras se carga el contenido...
Cargando página
Lo que las leyes no prohiben, puede prohibirlo la honestidad.
( Lucio Anneo Séneca - 2 AC-65. Filósofo latino.)