Espere mientras se carga el contenido...
Cargando página
Cuando Dios te da un don, también te da un látigo, y el látigo es únicamente para autoflagelarse.
( Truman Capote - 1924-1984. Escritor estadounidense.)